Uno de las asignaturas pendientes de gobiernos de los tres órdenes en este país, en el saneamiento de los ríos, lagunas y fuentes de abastecimientos, pero también se aspira a que las vertientes de aguas residuales tengan el tratamiento correspondiente conforme a la legislación. Sobre todo, derivado de los acuerdos internacionales que México ha signado con otros organismos internaciones. Y que además le permitirá a los gobiernos de este país, obtener financiamientos para esos fines, algunos de estos a fondo perdido.

En Tamaulipas desde la década los años noventa del siglo anterior se inició la construcción de las primeras plantas tratadoras de aguas residuales con recursos de cuatro entes públicos, ya que no solo los gobiernos municipal, federal y estatal aportaron recursos sino también organismos internacionales, lo mismo que instituciones bancarias.

A casi 25 años de que se inauguraron las primeras plantas tratadoras de aguas grises los resultados no son nada promisorio. Ya que según el último inventario y auditorías practicadas a cada una de las 79 plantas y lagunas de oxidación que hay en los 43 municipios de la entidad. De estas, 24 no funcionan, no operan no resuelven la demanda.

Y de las 55 que están en operación en 22 de ellas se han detectado deficiencias significativas ya que no operan de manera normal. Y 35 funcionan de manera regular.

Donde es más agudo el problema de estas plantas tratadoras es en municipios como Río Bravo y San Fernando donde los equipos no funcionan, porque hay deficiencia desde su construcción. Y una de las que está en funciones en el municipio de Tampico, está diseñada para procesar 1,500 litros por segundo, pero solamente tiene capacidad para 800 litros por segundo, Y esta concesionada.

Asimismo, aunque tiene capacidad para tres módulos en el proyecto y en el territorio la planta de referencia para tres módulos de 500 litros por segundo, se ha comprobado que uno de los módulos no funciona. Y por ese motivo se advierte la necesidad de proyectar la construcción de una nueva planta para estos fines.

Según el titular de la Comisión Estatal del Agua de Tamaulipas, Luis Pinto Covarrubias Además de las plantas de estos municipios también están en análisis la que se ubican en los municipios de Mante y Soto La Marina, donde se identificaron algunas deficiencias.

En ese municipio se destinaron recursos para instalar una planta tratadora de aguas, en las inmediaciones de la escuela de cadetes de la secretaria marina armada de México, pero quienes obtuvieron los recursos al parecer no los ejercieron. Es un asunto del que tendrá que encargarse la contraloría estatal.

En otro orden, legisladores de las comisiones de gobernación y la secretaría de comunicaciones y transportes cuya presidencia recae en Jesús María Moreno Ibarra y Juan Carlos Córdova respectivamente se reunieron con mandos de la policía federal preventiva división caminos, donde el tema fue que los productos agropecuarios y pescadores reclaman que cese el acoso de esta corporación, en contra de quienes transportan diesel y gasolina para sus actividades.

A lo que el comisario de esa corporación Ricardo Ugalde Hernández, respondió que los agentes de esta oficialmente están encargados del transporte pesado y de la seguridad vial en las carreteras federales. Y destacó que la Secretaria de Comunicaciones y Transportes es quien regula el traslado de combustible para uso agropecuario y marino.

En el renglón médico, Vicente Flores Rodríguez director del Hospital de Alta Especialidad invitó a las mujeres a practicarse los exámenes preventivos de mastografía y desitometria, dentro de un programa del 8 al 31 de Mayo.
Mientras que en el rubro agropecuario la Sagarpa espera una cosecha de maíz en los municipios fronterizos del orden de las 360 mil toneladas, esto es en el distrito de riego 026 del denominado Bajo Río San Juan, con cabecera en la ciudad fronteriza de Gustavo Díaz Ordaz.

En Reynosa, hay indicadores de que los actos terroríficos de violencia disminuyeron considerablemente, sin embargo, las autoridades estatales se mantienen en alerta y se emprendieron acciones severas en contra de quienes delinquen.